Entrada destacada

Visita nuesta página Web Oficial

Este es un blog complementario de la página oficial. Visita nuestra página Web y conoce mas sobre la  Institución.

02 febrero, 2016

Estudiantes de la UPEL tendrán servicio de comedor durante cinco meses

Sólo hasta mayo los estudiantes de la UPEL podrán contar con los beneficios de providencias estudiantiles referidas a becas, ayudantías y preparadurías, en virtud de que esta Casa de Estudios recibió un año más un presupuesto deficitario que le obligará a solicitar créditos adicionales para cubrir estos servicios en los últimos 7 meses del 2016.

A pesar de que la UPEL solicitó al Ejecutivo nacional un monto de 1.231.800.569 bolívares para cubrir los gastos de becas, comedor, transporte y ayudas, entre otros beneficios, sólo le asignaron 404.170.33 Bs.

Arianna Urbina, estudiante beneficiaria de beca ayudantía
Al respecto, la directora de Planificación y Desarrollo, Miriam Quintana, explicó que los créditos presupuestarios asignados a las providencias estudiantiles permitirán atender el mismo número de beneficiarios del año 2015, calculados con el incremento aprobado por el Ejecutivo Nacional a partir del mes de febrero del 2015.


“La UPEL cuenta con recursos para respaldar los primeros cinco meses del año, en las mismas condiciones del ejercicio 2015, de los servicios estudiantiles de atención biopsicosocial, de asistencia integral a los estudiantes, proporcionándole a la población estudiantil recursos económicos para garantizar el subsidio hasta el mes de mayo de las becas, ayudantías, y las preparadurías; así como también, la atención a los estudiantes a través de los servicios médicos. Respecto al comedor, está garantizado el servicio de 1.914.858 bandejas servidas, hasta cumplirse 80 días en el calendario académico de la Universidad que consta de 199 días en el ejercicio 2016”, afirmó Quintana.


Diagnóstico

Daniela Borjes, estudiante beneficiaria
de beca ayudantía
El tema de las providencias estudiantiles influye en todos los momentos de la vida académica de la población estudiantil y en su desarrollo integral como persona y futuro profesional de la docencia. En atención a ello, la dificultad de financiamiento que presenta esta área es de vital importancia y ante la crisis económica, política y social que atraviesa el país, merece especial atención en los diferentes servicios que se ofrecen.

En tal sentido, la UPEL hizo un diagnóstico de su situación financiera en el que destacó especialmente sus servicios estudiantiles. Este material lo entregó el rector Raúl López Sayago a la Asociación Venezolana de Rectores Universitario (AVERU) y forma parte del documento que las universidades presentaron a la Comisión Especial de la Asamblea Nacional que analiza el tema universitario.

El diagnóstico de la UPEL evidenció que en materia de becas y ayudantías es preciso aumentar el número de beneficiarios, cuya cantidad actual se sitúa en 3 mil 15 becas y 1 mil 760 ayudantías. “Según estudios en proceso que adelanta la UPEL, las solicitudes de estudiantes en estrato socioeconómico IV y V y otros provenientes de estados y municipios adyacentes a la sede adscrita, supera las cantidades asignadas. En este sentido, se plantea el aumento de 1 mil 96 becas y 500 ayudantías”, detalló Quintana.

Bandeja servida Pedagógico de Miranda 
Respecto al servicio de comedor, actualmente, la UPEL ofrece 9 mil 986 bandejas diarias, a un costo de Bs. 113. Sin embargo, el comedor enfrenta la crisis de un desabastecimiento de alimentos de primera necesidad, así como también el aumento periódico de los insumos para el plato servido. Se requiere incrementar el costo para mantener la calidad del plato estudiantil.

Adicionalmente, la UPEL realizó un estudio de costos de los componentes nutricionales y calóricos principales que debe contener la bandeja servida a los estudiantes, el cual arrojó como resultado un monto aproximado de Bs. 1 mil 121 por plato, lo que implica una insuficiencia que alcanza los Bs. 1.008,00 por bandeja.

De igual manera, en algunos comedores de las zonas rurales, existe la necesidad de dotar de utensilios y equipos de cocina, debido al deterioro y daño que han requerido su desincorporación, así como también se hace necesaria la remodelación  y  la ampliación física del espacio de los comedores (infraestructura), con equipamiento de controles electrónicos para el manejo de este servicio.

Autobús de la UPEL, foto archivo
En cuanto a transporte, las rutas estudiantiles no cubren la demanda de la cantidad de estudiantes para las rutas requeridas, ni están habilitadas para atender a los estudiantes con discapacidad. Por otra parte, algunas unidades de transporte están inoperativas por falta de cauchos, accesorios, repuestos, los cuales no se encuentran  en el mercado y la Universidad tiene dificultad para la contratación de talleres mecánicos debido a que los concursos quedan desiertos. Para brindar un servicio de transporte óptimo a los estudiantes se requieren nuevas unidades.

Otros aspectos contemplados en el diagnóstico son la necesidad de avanzar en la adecuación arquitectónica de la infraestructura universitaria, que permitan a los estudiantes superar las barreras que les impiden o limitan su accesibilidad en la Universidad, tales como. rampas, baños, escaleras, pasos peatonales, entre otros. Asimismo, requieren equipos tecnológicos que les permitan rehabilitar o compensar limitaciones funcionales, motrices, sensoriales o intelectuales, que contribuyan en un mejor desenvolvimiento personal y educativo.

Angley Vivas, Prensa Rectorado